La Xylella Fastidiosa aterriza en La Península y amenaza al olivar

Bienvenidos a la nueva psicosis mundial para el olivo. La Xylella Fastidiosa. Solo que esta vez parece que toda precaución va a ser poca. En este pequeño artículo os queremos contar qué hace, qué ha sucedido, qué medidas se han tenido en cuenta para controlarla y cual ha sido su cronología.

Vamos por el principio.

¿Qué es la Xylella Fastidiosa? Es una bacteria, que se alimenta del Xilema (tejido vegetal lignificado de conducción que transporta líquidos de una parte a otra de las plantas vasculares. Además de Savia).

¿Qué produce? En el caso del olivo comienza con secado de hojas, ramas y posteriormente la planta al completo.

¿Por qué es tan peligrosa? Por su método de transmisión, muchas bacterias se transmiten por el suelo, por que el vector de entrada es conocido, previsible y tratable puesto que podemos trabajar sobre algo fijo, en el caso de la Xylella Fastidiosa; No. El vector de entrada son los insectos. Dichos insectos cuando “chupan” de una planta infectada absorbe la bacteria y en un nuevo contacto con otra la transmiten, es un vector mucho más imprevisible.

Aunque los primeros estudios hablaban de un alcance corto por como se está desarrollando todo parece que el alcance no es tan corto.

 

Cronología

Esta bacteria tiene una procedencia americana, concretamente californiana y como ha pasado con multitud de especies, plagas. Tal y como viajamos las personas, las plagas, insectos, bacterias y virus viajan con nosotros encontrando nuevos lugares de colonización.

 

12 – 01 – 2015 “Primer caso certificado en Europa”

A primeros de año de 2015 el comité científico de salud vegetal de la Agencia Europea de Seguridad Alimentaria confirmaba la primera infección, detectada en la región Apulia, en el sureste de Italia. A pesar que las primeras desecaciones y muertes de olivos datan en la misma región del año 2010 y muchos medios hablaban ya en 2013 de este problema.

He aquí el primer gran error de la gestión de esta plaga. Cuatro años pasaron desde la aparición de la bacteria hasta la confirmación de la misma, cuatro años de infecciones, de descontrol y sobretodo de toma de medidas ante el problema que se avecinaba.

Un problema que no es exclusivo del Olivo ya que cultivos leñosos como olivos, viñas, cítricos, diversos frutales de hueso, café y ornamentales son también excelentes huéspedes de la Xylella.

 

24 -04 – 2015 “Medidas y prevenciones contra el problema”

A mediados de 2015 ya se les llenaba la boca a todo el mundo hablando de las medidas que se iban a tomar y de todo lo que se iba a hacer. Así el Comité Permanente de Vegetales, Animales, Alimentos y Piensos –PAFF propuso dos medidas fundamentales.

La primera gran medida que se anunciaba era y es “obligar a los países a informar de nuevos brotes y delimitar automáticamente las áreas afectadas. Además, es necesario arrancar y eliminar las plantas enfermas y las que se encuentren en un radio de 100 metros, aunque estén sanas

La segunda fue “prohibir las importaciones de plantas que provienen de Honduras y Costa Rica, por estar calificadas como de “alto riesgo”

Estas fueron las medidas adoptadas por la comisión, a pesar que organizaciones como ASAJA pedían que se cerrara la frontera de plantas provenientes de zonas sospechosas.

 

25 – 06 – 2015 “La Xylella aterriza en Córcega”

Parece que las medidas no llegaron a tiempo y a mediados del mes de julio, la bacteria hacia acto de presencia en la isla de Córcega, esta vez en un arbusto de jardinería.

Mientras se confirmaba el cado en la isla en Italia la bacteria, aunque más controlada seguía expandiéndose por el país. Como si de un presagio se tratara o quien sabe el Diario de Mallorca titulaba un “El ‘ébola del olivo’ aparece en la isla de Córcega y se acerca a Mallorca” en julio de 2015

15 – 10 – 2015 “Primer caso en la Francia Continental”

Tras el caso de Córcega, Niza seria la siguiente población que se vería afectada por la bacteria saltando a la zona continental y disparando el pánico en toda la Europa Agraria.

El Ministerio de Agricultura Francés confirmaba el caso en un arbusto de Mirto de Niza y confirmaba el paquete de medidas que incluia el cierre de fronteras a plantas de países que no pudieran demostrar que estaban libres de la bacteria. Añadiendo a la directriz europea mucha más contundencia.

 

10-04-2016 “Adelfas infectadas en Alemania”

En Sajonia concretamente se detectan los primeros casos en el país germano. Concretamente en unas adelfas destacando por parte de la comisión el origen desconocido del brote. Lo que sí se confirma son dos cosas, lo que era un problema de América y Taiwan ya era un problema de Europa y que a España no tardaría en llegar.

 

10-11 -2016 La fiesta llega a Mallorca

El Servicio de Sanidad vegetal de la consejería de medio ambiente, agricultura y pesca de las Islas Baleares confirmaba el 10 de noviembre que en un control rutinario habían sido encontrados tres cerezos afectados de Xylella.

A partir de aquí la bacteria ya corría por la Isla afectado principalmente a Almendros (34% de los afectados) y Olivos (20% de los afectados).

Hasta el momento:

Los servicios de vigilancia de Baleares han detectado durante los últimos seis meses un tota de 252 positivos de infección por Xylella Fastidiosa confirmados en plantas y árboles de esta autonomía Del total de positivos confirmados, 156 corresponden a Mallorca, 68 en Ibiza y 28 en Menorca.

 

30-06 -2017 “La psicosis aparece en La Península”

La Generalitat Valenciana notificó el 30 de junio por la tarde al Ministerio de Agricultura el primer caso de presencia de la bacteria “Xylella Fastidiosa” en la región. Concretamente este primer brote ha sido en un campo de almendros de Guadalest (Alicante), lo cual no significa nada, pero lo que parece claro es que no tardarán demasiado en aparecer casos por más puntos de España.

Esto es lo que ha pasado y analizando la información se puede concluir que las medidas de prevención han llegado tarde, que se debió de ser mucho más contundente (como sí lo fue Francia) a la hora de aplicar medidas y que se debe de trabajar rápido y bien ahora que el problema está a punto de aterrizar en casos donde su control será mucho más complejo por la densidad de cultivo.

Parece claro que la bacteria se iba a a expandir sí o sí, el problema es que no hemos destinado los recursos suficientes y las soluciones parecen no paliar el problema.

La esperanza: Encontrar una variedad resistente a Xylella Fastidiosa, en USA la combaten con plantas transgénicas resistentes pero en Europa eso está prohibido y no se contempla. Así que confiemos en los técnicos y crucemos un poco los dedos.

Las fechas han sido tomadas en aproximación a los medios digitales consultados, puede que no sean precisas en el día alguna de ellas.

 

Comentarios

comments